21 jun. 2008

Los Mejía Godoy prohíben a Daniel Ortega usar su música (El Pais, Espana)

MAITE RICO - Madrid - 21/06/2008


Vota Resultado 25 votos
El presidente de Nicaragua, Daniel Ortega, se ha quedado sin música de fondo. Los cantautores Carlos y Luis Enrique Mejía Godoy, trovadores de la revolución nicaragüense, han prohibido al dirigente sandinista que utilice sus canciones en actos públicos, para no convertirse en "cómplices" de unas prácticas políticas que les resultan cada vez más parecidas a las del derrocado dictador Anastasio Somoza.

La noticia en otros webs
webs en español
en otros idiomas
Primero fue Carlos. El autor de la Misa Campesina envió el pasado viernes una carta a Rosario Murillo, primera dama, jefa de comunicación y mano derecha de Ortega, en la que le daba de plazo hasta hoy para que el Gobierno retirase sus canciones de los actos oficiales. Y ayer Luis Enrique se unió a la iniciativa, por solidaridad con su hermano y en protesta por el progresivo cierre de espacios para los partidos políticos.

La decisión ha provocado una auténtica conmoción entre los dirigentes del Frente Sandinista de Liberación Nacional (FSLN), que se han planteado confiscar la propiedad intelectual de las más de 400 canciones de los Mejía Godoy con el argumento de que esa música "pertenece al pueblo".

Es cierto que las composiciones de los dos hermanos constituyen la memoria cultural y sentimental de la lucha contra la dinastía somocista, que gobernó Nicaragua durante 42 años. El problema, señalaba ayer el diario La Prensa, es que Daniel Ortega se ha apropiado de ese patrimonio, que utiliza como acompañamiento de sus discursos y de su programa Pueblo Presidente (réplica del Aló Presidente de su aliado venezolano, Hugo Chávez). Los cantautores han anunciado que si el Gobierno no acata su exigencia, recurrirán al Convenio de Berna y a las leyes sobre derechos de autor.

Como otros muchos ex militantes sandinistas, los Mejía Godoy se habían distanciado hace tiempo de Ortega, al que acusan de haber traicionado los valores de la revolución para enriquecerse y enquistarse en el poder. De hecho, en las elecciones de 2006, Carlos Mejía se presentó como candidato a la vicepresidencia por el Movimiento Renovador Sandinista, fundado por el escritor Sergio Ramírez y otros disidentes del FSLN. Pero la decisión anunciada ayer por los Mejía Godoy es el mayor varapalo que podía recibir Daniel Ortega, ya que subraya de forma elocuente el descrédito en el que ha caído. Según las encuestas, apenas el 21% de los nicaragüenses apoya al líder sandinista, que gobierna su depauperado país gracias a una cuestionada alianza con los diputados del ex presidente derechista Arnoldo Alemán (1997-2002), sentenciado por corrupción y excarcelado gracias a los buenos oficios sandinistas.

20 jun. 2008

Sitio Oficial del disco AROMAS DE LIBERTAD en Homenaje a Carlos Mejia Godoy

Visite el nuevo sitio del disco AROMAS DE LIBERTAD, de Carlos Mejia Godoy a Dueto con Jose Luis Perales, Elsa Baeza, Angela Carrasco, Massiel, Paloma San Basilio, El Consorcio y otros artistas Espanoles

http://www.aromasdelibertad.com/

Articulo y fotos sobre la Misa Campesina en Web de Sergio y Estibaliz

Acceda a un amplio articulo, fotografias y entrevistas sobre la gira de los artistas Espanoles interpretes de la Misa Campesina Nicaraguense en 1979

http://sergioyestibaliz.com/LaMisaCampesina/LaMisaCampesina.htm


Blog con la letra completa de la Misa Campesina

http://secviccentgalerialiteraria.blogspot.com/2007/07/misa-campesina-nicaragense.html

La "Misa campesina nicagüense", una iniciativa popular transformada en producto industrial



Mañana se presenta en Madrid la versión "pop"
JOSE MANUEL COSTA 25/03/1979


Vota Resultado 4 votos
Mañana, en el teatro Monumental, tendrá lugar la presentación pública de la versión pop de la Misa campesina nicaragüense. El acto, como el mismo disco, plantea de forma nítida la polémica del papel de la industria cultural, no sólo como distribuidora del hecho estético, sino también como generadora principal del mismo.


Cuando Carlos Mejía Godoy vino a triunfar en España con canciones como Los perjúmenes, traía debajo del brazo una obra que se había realizado en la comunidad cristiana de Solentiname, donde el sacerdote y poeta, Ernesto Cardenal, había aplicado en la práctica las directrices de la teología de la liberación, emanadas de la conferencia episcopal de Medellín. Esa obra era la Misa campesina nicaragüense, trabajo realizado; tanto por el mismo Carlos Mejía como por el Taller de Cultura Popular de Solentiname. La misa reflejaba en su sencillez y espontaneidad (tanto en textos como en la realización musical) la nueva y revolucionaria visión que de su religión habían adoptado algunos católicos.

La misa fue editada en su versión primitiva por CBS, que más tarde utilizó el Credo para que fuera grabado por uno de sus artistas comerciales. Así, Elsa Baeza se encontró con uno de los grandes éxitos del pasado año.

Un desarrollo posterior de la idea llevó a la realización de esta misa en un nuevo formato, para lo cual CBS utilizó cantantes conocidos, como Sergio y Estíbaliz, Elsa Baeza, Miguel Bosé, Ana Belén, Laredo o El Guadalupano. La empresa no regateó medios y la producción se realizó en Londres, Italia y España. El resultado final, nada tercermundista, refleja una curiosa esquizofrenia entre lo que nació como expresión directa de una comunidad campesina y lo que ahora se lanza a nivel internacional como producto de lujo de elevado interés comercial.

El interés máximo del disco, radica sobre todo en la trascendencia pública que CBS ha otorgado a su lanzamiento. La contradicción planteada cuando los centros de difusión estética adoptan forma de empresa privada, se refleja en hechos como éste.

Tomás Muñoz, presidente de CBS española y máximo responsable de la misa lo explicaba con estas palabras: «Pienso que la industria del disco pertenece a los medios de comunicación. En esa medida el disco refleja la evolución social, en esto., caso la teología de la liberación, como en su momento reflejó la problemática de la juventud a través de Bob Dylan. No tratamos de subvertir valores o apoyar actitudes subversivas que puedan ser capitalizadas por un grupo ideológico o político. Es claro que una empresa trata de recuperar sus inversiones y de conseguir dividendos, pero en el caso de la misa nuestro interés es además no tanto político como estético y humano.»

Hay que destacar, sin embargo, que a esta presentación han sido invitadas «personalidades del ámbito cultural, político y religioso» y que en muchas de esas invitaciones se hace una clara referencia a la teología de la liberación, así como a su actualidad (viaje del Papa a Puebla).

CBS puede ser acusada de roja, si se traen las cosas por los pelos, y de oportunista deformador de un mensaje sincero, si se aplica al hecho un análisis de intenciones. Lo cierto es que el campesinado nicaragüense quedó en las puertas de un estudio de grabación. Allí puede esperar.

Antes que nazca el día

Por Sergio Ramirez M.
La Misa Campesina compuesta por Carlos Mejía Godoy, una de las grandes obras de la cultura nicaragüense, llega ya a los veinticinco años, y este aniversario revive en la memoria mucha de nuestra historia reciente. Ernesto Cardenal cuenta en la segunda parte de sus memorias, Vida Perdida, como fue estrenada esta misa en 1975 en la iglesia de la comunidad de Solentiname que él había fundado en el Gran Lago de Nicaragua, una humilde construcción de adobe y tejas a la que concurrían los domingos los campesinos de todas las islas del archipiélago en sus botes de remo.

Aquella, a mitad de los años setenta, fue una época en que no sólo las revoluciones eran posibles como aventuras sociales y espirituales, sino también la síntesis entre cristianos y marxistas, una de las claves perdidas de América Latina. Por eso no resulta extraño que la Misa Campesina se hubiera estrenado en Solentiname, un símbolo de aquella época de esperanzas.

De la teología de la liberación, alentada en 1974 por el Congreso Eucarístico de Medellín, surgió el concepto de "hombre nuevo", que como lo proclama la letra de la Misa Campesina es engendrado por Dios para cumplir la tarea de la liberación; una resurrección que se opera en el compromiso con los pobres, y que sólo las revoluciones triunfantes harían posible. Era una nueva dimensión de humanismo compartido que se probó por primera vez en Nicaragua tras la victoria sandinista de 1979, y que como experimento de laboratorio, ya establecida aquella filosofía en una dimensión política real, desató grandes confrontaciones.

Carlos Mejía Godoy le puso música a ese compromiso, y al escuchar otra vez hoy la Misa Campesina encontramos que la composición ha atravesado sin desmedro la frontera del siglo. Más allá de la circunstancia histórica en que surgió, música y letra se sostienen en toda su belleza, uno de esos raros momentos en que lo vernáculo resplandece en una dimensión universal. Y la partitura original ha aguantado bien la carga de su traducción a un montaje musical más acelerado hacia el rock, como en las grabaciones hechas por Miguel Bosé y Ana Belén, y las de Sergio y Estibaliz, en los años ochenta en España.

La Misa Campesina no era sólo una recreación de aires y sones populares de Nicaragua, recurriendo a la tradición vernácula para enhebrar las distintas fases de la composición, sones de toros, sones de pascua, mazurcas sacadas de la hondura rural, danzas misquitas del Caribe, sino también un colorido inventario verbal nicaragüense, el equivalente del Canto Nacional de Ernesto Cardenal como celebración del paisaje, de la flora, de la fauna, sobre todo de los pájaros cantores, y de la gente que puebla el paisaje, como en los cuadros primitivos de los campesinos de Solentiname, que también se volvieron célebres.

Pero la Misa Campesina va aún más allá, dentro de esta dimensión artística. En el Canto de Entrada —una de sus partes más hermosas— recurre al viejo concepto teológico del Dios hecho hombre en todos los hombres, que se volvía nuevo en los años setenta como en tiempo de los primeros cristianos. Es el Dios que suda en la calle, el Dios humano y sencillo, el Dios de rostro curtido, que trabaja de sol a sol en los más distintos oficios, como lo proclama luego en el Credo: arquitecto, además, e ingeniero de la creación universal, pero también albañil y carpintero, mecánico, y peón y jornalero, los oficios más bajos y pobres, los de la plebe más humilde, el Dios a quien en el Kirie la comunidad le pide que se identifique con los oprimidos sedientos de paz.

Y Cristo, creador de la música y el viento, de la paz y el amor, dentro de la secuencia dramática que la letra va fijando, es sacrificado por órdenes de Pilatos, el puñetero imperialista desalmado, un burlesco símil de eficacia panfletaria, para que después el canto estalle en una celebración pletórica de alegría a la hora de la Comunión, que es un como un fin de fiesta con todas las voces y todos los instrumentos.

La Misa Campesina fue emblemática de una época de esperanzas frustradas, y las confrontaciones que sobrevinieron más tarde hicieron que la jerarquía católica de Nicaragua la exiliara de los templos. Un cuarto de siglo después, la tolerancia debería hacerla regresar, aunque esa prohibición se queda de todas maneras como un asunto doméstico y no le quita nada de su majestad artística, y universal.

Managua, marzo de 2000.

Carta de Juan Solorzano, Cantautor Nicaraguense a NICAUTOR en apoyo a Carlos Mejia Godoy

Estimado Engel

He estado al tanto de la situación de Carlos, quien es miembro FUNDADOR DE NICAUTOR, de la que soy miembro fundador también.

Desde que la asociación se constituyo en medio de tanta turbulencia pero con disponibilidad de todos los que convocaste, el entusiasmo que nos movió fue que NICAUTOR, seria defensora de nuestros derechos como creadores.

Bien es sabido que para que la asociación se haga efectiva, los directivos, encabezados por vos, con mucho entusiasmo, se han esforzado mucho, han hecho gestiones, incluso en la asamblea nacional, consultado con abogados que son expertos en derecho de autor y según tengo entendido, nosotros como NICAUTOR, representamos varias sociedades mundiales que defienden, a capa y espada nuestros derechos como creadores, fuera de todo contexto político….

Creo que la situación se ha portado hostil, incluso el ataque es frontal para con Carlos y como miembro fundador, si el ataque es contra un miembro de la ¨FAMILIA NICAUTOR¨, es para nosotros también…

Carlos Mejía lleva años en SGAE y supongo que ya NICAUTOR, ha tomado cartas en el asunto, repito que esto no tiene que ver con que NICAUTOR deba vincularse a una posición política determinada, ni mucho menos favoritismos por tener toda la trayectoria que nuestro Carlos tiene, a cualquiera de nosotros, guardando las distancias con el maestro, nos puede pasar….

Supongo Engel que ya NICAUTOR, nuestra sociedad, ya ha tomado cartas en asunto, NO DEBERIA SER SGAE LA QUE SE PRONUNCIE EN NOMBRE DE CARLOS, debería obligadamente ser la sociedad en su país…no debería de meterse en un pleito de casa un amigo, por que como mi abuela me enseño….

LOS TRAPOS SUCIOS SE LAVAN EN CASA.

Un abrazo

Juan

www.juansolorzanonica.com

UN CHAVALO LLAMADO CARLUCHIN

Cuando me asomé al pueblo, después de una lluvia que duró muchas horas, Somoto parecia un “chavalo de rio”: fresco, sonriente y pícaro. Con el alma lavadita y el corazón, como un chilote nuevo.

Me situé en la esquina de mi casa. Serio, como un caballito de fotógrafo de feria, para conocer los nombres de mis referentes naturales. Viendo hacia el sur, se yergue –oronda y majestuosa- la montaña azul. Ella es una matrona para todos los somoteños. A pesar de que en sus faldas se aliñan varias poblaciones: La Sabana, San Lucas, Santa Isabel, San José de Cusmapa,
no ha perdido ese halo de misterio que la envuelve desde siempre. Incluso, no falta más de alguien que asegura con
acento apocalíptico: “Algún día estallará en agua”.

Si me empino, desde el balcón de la casa de la Tía Evelina, puedo ver a mi derecha el Cerro de la Cruz, que escalé con Rudy Selva a los ocho años. Volviéndome hacia el Norte, se divisan –claritas- las Mesas de Alcayán.
Girando hacia la derecha, el Cerrito Inglés. Y, desde la esquina de Don Celestino Quintana, con su soberbia estampa, el Cerro Picudo. Lo recuerdo desde entonces: cundidito de cedros, jiñocuagos y madriales.

Lamentablemente, ahora que pasó Somoto a la categoría
de trópico seco, todo aquel maravilloso entorno que en los días de mi infancia era un poema de vida y verdor, con el despale criminal luce tan pelado como “talón de guatusa”. Por eso no me extraña que Chito Matamoros, con su eterno humor afirma: “Antes mis vaquitas daban leche. Ahora dan lástima”

Y no es exageración. Y así lo afirmo en mis entrevistas. Cuando yo era un chigüincito, no recuerdo haber visto
pasar entierros por mi casa. Somoto era tan fresco y sano que la gente no se moría. De manera que, cuando se inauguró el Cementerio de Chapalí, tuvimos que mandar a traer un muerto a Ocotal.

Somoto también tenía su río. No era tan caudaloso, con el Coco de Ocotal. Mucho menos, como el Río Estelí. Pero tenía su gracia y su donaire. En aquel tiempo, cuando no existía el servicio municipal, jalábamos agua del Michigüiste o de algunos pozos particulares, como el de Salatiel. Allá íbamos los chavalos, felices de acarrear el precioso líquido en los cojines de madera y aluminio, que colocábamos en los simpáticos burritos, que hoy siguen siendo parte de nuestra identidad. Tan importantes, como las celebres rosquillas, que hoy en día son un producto de exportación.
Cuando éramos chigüines, nuestro gozo era acarrear el precioso liquido en cojinillos de madera y aluminio, en el lomo de los simpáticos burritos, que igual que las celebres rosquillas somoteñas, son parte del escudo heráldico del departamento de Madriz.

A orillas del Michigüiste, en los años cincuenta, quedaban los Baños públicos “La Ilusión”. Las familias más pudientes iban de paseo, con sus morralitos de comida casera. Acampábamos bajo los frondosos palos de mango, jocotes y guayabas. Algunos bajaban hasta las pozas del río. Otros se limitabas a meterse bajo las regaderas, instaladas en pequeños cuartitos o cubículos, que pertenecían al recordado Don Ramón González. A orillas del Michiguiste se apreciaban manchas de palos de bambú y no olvidare jamás cuando, temblando de pasión y ternura, por primera vez dibuje, con un cuchillo de mesa, un corazoncito atravesado por una flecha y junto al símbolo amatorio, las iniciales de la chavala que me arranco los primeros suspiros de mi pubertad. Se llamaba Janeth; hija del Dr. Paiz, medico militar, que llego de Managua, transferido por espacio de dos años.

La Poza de Musunce era hermosa y profunda. Yo miraba con envidia a los chavalos de mi edad, tirarse desde un Tigüilote, con una facilidad y una audacia, que me dejaba “lele” de tanta admiración.
Tenía pánico de morir ahogado. Y eso me inhibió de vivir una de las emociones de aquellos años: nadar y retozar en medio de aquella fecunda vocingleria infantil. Mi hermano Armando, el menor de los varones, tuvo el privilegio de vivir intensamente todas las peripecias y epopeyas de un autentico “chavalo pueblerino”. Eso le permitió, no solo vivir intensamente ese periodo de la vida, sino –lo más importante- conectarse con el entorno natural. Por eso, entre nosotros, es el más profundo conocedor de los árboles, la flora, la fauna, las costumbres, tradiciones y –sobre todo- el patrimonio cultural de esta zona privilegiada. A su oficio de agrónomo, añadió un ojo de lice, para descubrir los vestigios de nuestros ancestros: cerámica, petroglifos, sitios ceremoniales y todo tipo de referentes de nuestra herencia PREHISPANICA MESOAMERICANA

UN CHAVALO LLAMADO CARLUCHIN (2)

Autobiografía de un Somoteño
CAPITULO II
MIS ORIGENES GENETICOS

Los Mejía Godoy procedemos de dos frondosos árboles genealógicos: Por el tronco paterno, los Mejía Fajardo.
Por el tronco materno, Los Godoy Armijo.

Afortunadamente, lejos de presentar entre ellos marcadas diferencias, al formarse la amalgama de ambas familias, absorbimos de ellos una rica veta, en la que la cultura y la sensibilidad social tuvieron una fuerte presencia.

Entre los Mejía, procedentes de Estelí, sobresalieron músicos intuitivos, como mi abuelo Don Francisco, que tocaba flauta y –según relataba mi padre Chas Mejía- cuando vivía en San isidro, Matagalpa, llegó a tener un Alcaraván muy especial: cuando el Patriarca tocaba el Son de Toros “La Pelota”, el ave doméstica bailaba en una sola pata, bajo un guayabo. Mi abuela paterna Doña Conchita, era Fajardo de Jinotega. De esa estirpe salieron músicos de formación académica, como el Maestro Francisco Bustamante Fajardo, que fue profesor de armonía y piano en el Conservatorio de Nueva York. Su primo hermano, mi tío abuelo Don Juan Fajardo vivió en Somoto. Tata Juan, como le decíamos, impartió clases de solfeo y –muchos como yo- recordamos los tremendos coscorrones que nos propinaba a quienes leíamos mal las notas del pentagrama. Fue miembro de importantes Bandas de Música en Jinotega, Estelí y Madriz. Y –precisamente- es el abuelo materno de Otto de la Rocha, lo que nos hace sacar, en conclusión, que la vena de compositores que ambos tenemos, viene de la misma vertiente. Don Juan Fajardo tuvo dos nietos, que los somoteños recuerdan con cariño: Paco, que se dedica a la agricultura en Boaco. Y José María, el popular “Chemalín”, que tocaba guitarra y marimba en forma magistral y tuvo una voz estupenda, que arrancó muchos aplausos en las veladas provincianas que se armaban en aquellos años maravillosos.

De este linaje de músicos Mejía Fajardo, además de mi querido padre Chas Mejía, se destacaron Monseñor Luis E. Mejía, quien –siendo Cura de Somoto- construyó la torre y el campanario de la Parroquia de Santiago. Siendo años más tarde, Canónigo de la Catedral de León, sus misas llegaron a ser verdaderos espectáculos, ya que, además de elocuente orador sagrado, cantaba la Eucaristía con su hermosa voz de barítono.

Dejamos para el siguiente capítulo, la historia de “El Hombre Orquesta”, Mundo Mejía Fajardo, quien fue, a todas luces, un personaje de leyenda. Pero esa es harina de otro costal.

Paloma será María de los Guardias

Paloma San Basilio es una de las artistas que confirman su participación en un disco que será grabado como homenaje a los 30 años de carrera de Carlos Mejía Godoy. El proyecto se “cocina” en España y LA PRENSA le presenta los detalles de la producción

Rebeca Arcia Manzanares

revista@laprensa.com.ni

Luego del concierto brindado a los nicaragüenses, Paloma San Basilio expresó que armará otra gira para regresar al país en un par de años.


“Pero quiero que en la próxima me den más tiempecito para pasear, porque ésta anda así un poco atropellada y me da mucha penita, pero bueno, quiero dejar por lo menos mi agradecimiento y todo mi cariño”, manifestó.

María de los Guardias es la canción que Paloma San Basilio interpretará a dúo con Carlos Mejía Godoy en un nuevo disco que preparan.

La artista española explicó que se trata de una producción discográfica que reunirá las canciones más conocidas del nicaragüense y que aunque están en planes es muy seguro que su voz será parte del disco.

“Me gustan las cosas que él (Carlos Mejía) hace y me parece una idea muy bonita (…) yo sé que va a ser un trabajo muy placentero”, precisó la artista, quien ofreció un espectáculo lleno de romanticismo la noche del jueves en Managua.

Según Carlos Mejía Godoy, fue hace dos meses que recibió una llamada de la Sociedad Autores de España, quienes le plantearon que le realizarían un homenaje por sus treinta años de vida artística en ese país.

La idea es reunir a un grupo de unos veinte artistas famosos que interpreten las canciones de Carlos Mejía Godoy.

Sin embargo, hasta el momento sólo Paloma San Basilio y José Luis Perales han confirmado su participación en el proyecto.

“Es un disco compartido, los Mejía Godoy y Los de Palacagüina grabamos parte de la canción y los otros artistas se van a sumar a cantar con nosotros. Yo voy a viajar a España para reunirme con los artistas que todavía no sé cuántos ni cuáles son”, explicó el cantautor nicaragüense.

PASO SEGURO

San Basilio y Mejía Godoy concuerdan en que Oscar Gómez es una de las personas que está promoviendo la producción. Gómez produjo Invierno Sur, último disco de la artista española y Perjúmenes de Mujer del nicaragüense.

“El productor que va a hacer el disco, que es muy amigo de él, también es muy amigo mío, Oscar Gómez (…) y cuando me lo piden mis amigos yo voy siempre”, enfatizó Paloma San Basilio.

Se espera que para los meses de junio y julio inicien formalmente todos los pasos de la producción para la realización del disco.

“Todo esto es un sueño, pero si de estos veinte quedan dos, yo feliz”, expresó muy positivo Mejía Godoy.


Carlos Mejía Godoy viajará a España para reunirse con los artistas que grabarán su disco homenaje. Paloma San Basilio durante el concierto que ofreció en el hotel Holiday Inn. (LAPRENSA/ARCHIVOLA PRENSA / Bismark Picado)

Alhaurín de la Torre me “sulibeya”

(Entrevista con Carlos Mejía Godoy: por Luis Bravo)


“¿Que cosa es el sulibeyo?, le pregunté a Baltasar Nicoya. Y él tiró una piedra pómez al fondo del río y cuando esta volvió a salir me dijo: “Mírela... mírela como se sulibeya”.

(de la canción: Son tus Perjúmenes mujer.)

Tiene 59 años y no los aparenta. Lleva casi 40 metido en el mundo de la música y parece que fue uno de los indios que recibió a Colón acordeón en mano. Tiene tablas y experiencia como demostró posteriormente en el recital. Dijo que no bebe, de hecho pidió un capuchino, -que no había- y terminó tomándose un doble de coñac a palo seco. Se encontraba a gusto en la terraza del bar y gesticula tanto como habla, es decir acompaña palabras de gestos dándoles un énfasis que convence, trasmite sinceridad y comunica.

Pregunta: ¿Viene de familia de artistas, según tengo entendido?

CMJ: Pues si, mi padre era cantor de tangos, comunicador natural que transmitía escuela preferentemente humana, tenía lo que Garcia Lorca definió como “duende”, una de sus frases favoritas era: “la voz se acaba, el espíritu permanece”, fue mi principal escuela y la complementaria, la campesina, donde se guardan en un arca el torrente de la tradición oral nicaragüense que yo he he estudiado y recogido en la oralidad de la gente de donde se nutre el habla cotidiana, las ciento de palabras que el campesino transforma haciendo suyas y que vienen a expresar cosas que aunque ya están recogidas en los idiomas, para él son propias.

Estamos en el principio de la entrevista, pero ya se advierte que se siente íntimamente orgulloso de ese trabajo recopilatorio que ha realizado y difundido por el mundo. Y evidentemente hay que hacer referencia al “sulibeyo”.

Pregunta: ¿evidentemente sabe que ha inventado un término hoy aceptado por el lenguaje español, me refiero al “sulibeyo”?.

CMJ: Jajaja... (ríe abiertamente) Si claro que lo sé, recuerdo que incluso me han escrito catedráticos de la Lengua preguntándome los orígenes de la palabra para buscar su definición semántica y la verdad es que es una palabra que define, pero no necesita definición, es comprendida inmediatamente porque es aplicable a estados de ánimo, es una palabra también con duende, como otras muchas, conforma una médula y me gusta buscar el origen semántico de las palabras, “sulibeya” parece la acepción popular del “solivianta” en el lenguaje campesino nicaragüense. La belleza en el habla tiene mucho que ver con la belleza y musicalidad de las palabras. En este punto entrevistado y entrevistador repasamos un etcétera largo de palabras musicales y vuelve a mostrar su preferencia por García Lorca, un referente al que se nota que admira en sus dos facetas de poeta y músico. Lo considera como el poeta mas grande en Lengua española, cosa rara para un nacionalista como él, que no sea su preferido un gran poeta como el nicaragüense Ruben Dario, un maestro del lenguaje, de la métrica y de la rima, innovador que creó escuela en su tiempo en la poesía española y de donde han mamado enormes escritores del siglo XX español.

Pregunta: ¿Sin embargo la casta musical y artística de los Mejía Godoy no acaba en usted?.

CMJ: Somos varios hermanos y todos tenemos aptitudes artísticas. Luis Enrique es cantante como yo, y Armando y Chico Luis pintan y dibujan.

Pregunta: Y según tengo también entendido, tiene un hijo en Irak, enrolado en el ejercito americano, a pesar de su conocida militancia antimperialista ¿cómo sobrelleva esa contradicción?.

CMG: El hecho de que mi hijo Camilo Ernesto sea militar estadounidense es un mero accidente, se enroló en el Ejercito USA para obtener una beca de estudios y 40 días antes de licenciarse le ha tocado participar en esta guerra. Él junto con su hermano y su madre viven en Estados Unidos y la guerra ha sido algo sorpresivo. No sabe usted como hemos sufrido sin noticias de su estado, su situación o su bienestar, todo porque el mando no comunicaba nada por motivos militares. Afortunadamente se encuentra bien, aunque aun sigue destinado allí.
Él nunca ha tenido una mentalidad militarista y de siempre, todos los Mejías hemos sido solidarios con los pueblos pobres, con las minorías étnicas. Yo estoy en contra de que mi hijo participara en esa guerra y como ciudadano de este planeta martirizado por guerras y genocidios, como artista, testigo y actor de mi tiempo y como padre de un joven que tiene derecho a la vida, he protestado contra este atropello de la política imperialista de los Estados Unidos contra un país mas débil.
Se ha emocionado al recordar estos sucesos y sus palabras demuestran la firmeza de unas convicciones arraigadas desde joven y que por azares del destino le han dejado posiblemente doble huella.

Pregunta: Es muy conocida su militancia revolucionaria en el Frente Sandinista, ya que incluso es usted autor de la letra del Himno revolucionario que por un tiempo se consideró Himno Nacional, ¿Cómo llegó a este convencimiento?.

CMG: El paso de la música tradicional a la música revolucionaria fue súbito y consecuencia de un descubrimiento originado por mi percepción de que yo andaba cantando y recopilando música tradicional, cantándole al ranchito y a la naturaleza, mientras existía el germen de un movimiento revolucionario contra la tiranía de Somoza.
Fue un proceso consecuencia del cristianismo revolucionario. Yo acababa de dejar el seminario, cuando descubrí que la iglesia de provincias se movía en otro orden del consabido sometimiento eclesial al poder. Tenía un tío obispo que me alertaba en contra de este tipo de movimientos, pero en mis continuos viajes a las zonas campesinas observaba este desarrollo que me hizo cavilar, ya que vi a muchachos procedentes de las mejores y mas influyentes familias de Managüa dentro del sandinismo luchando contra el dictador. A través del cristianismo descubrí la injusticia y me alié firmemente a luchar contra ella.

Mientras comenta estas palabras me vienen a la memoria los versos de una de sus canciones mas célebres, el “Credo” de la Misa Campesina que define perfectamente ese radicalismo cristiano de la lucha contra el opresor y como se entiende la doctrina cristiana en sus conceptos mas primitivos dice:

“Creo señor firmemente / que de tu pródiga mente / todo este mundo nació / que de tu mano de artista / de pintor primitivista / la belleza floreció / Las estrella y la luna / las casitas, las lagunas / los barquitos navegando sobre río rumbo al mar / los inmensos cafetales / los blancos algodonales / y los bosques mutilados por el hacha criminal.

Creo en vos / arquitecto, ingeniero / artesano, carpintero / albañil y armador.

Cero en vos / constructor del pensamiento / de la música y el viento / de la paz y del amor.

Yo creo en vos, Cristo obrero / luz de luz y verdadero / unigénito de dios / que para salvar al mundo / en el vientre humilde y puro / de María se encarnó./ Creo que fuiste golpeado / con escarnio torturado / en la cruz martirizado / siendo Pilatos Pretor. / El romano imperialista / puñetero y desalmado / que lavándose las manos quiso borrar el error.

Yo creo en vos, compañero / Cristo Humano, cristo obrero / de la muerte vencedor / con tu sacrificio inmenso / engendraste al hombre nuevo para la liberación / Vos estás resucitando / en cada brazo que se alza / para defender al pueblo del dominio explotador / Porque estas vivo en el rancho / en la fábrica, en la escuela / creo en tu lucha sin tregua / creo en tu resurrección.

Se puede decir de otra forma mas culta o incluso mas rebuscada, pero es un verdadero testamento de fe, de creencia y de compromiso.

Por cierto, que le comenté el porqué mantiene en el disco esos violines desafinados de las introducciones y riendo me dijo “ ¿Te distes vos cuenta?, jajaja, es para mantener el mismo ambiente que se escucha en la música tradicional, el campesino no sabe afinar bien el violín”

Pregunta: Tras esa etapa de lucha revolucionaria, ¿porqué hoy, tras el paso del sandinismo por el poder, no guarda el mismo grado de compromiso político?, ¿hay acaso una decepción?

CMG: No decepción no, es mas bien un apartamiento consciente debido a las luchas internas dentro del sandinismo. Es el único momento de la entrevista en que no parece real, en que quiere justificar una conducta, dando una salida política a sus palabras, ya que sus divergencias con Daniel Ortega presidente y líder del movimiento sandinista han traspasado fronteras. Yo, hoy lucho con mi conducta. Estoy al lado del necesitado, de la solidaridad militante, de la calle. Estoy fuera de la política, pero no del activismo político, mantengo mis principios sandinistas, porque lo que en realidad me vale es el trabajo a diario.

Pregunta: ¿Tal vez por eso, junto con sus hermanos, ha creado esa Casa de los Mejia Godoy en Managua?.

CMG: Está usted bien informado, jajaja, si efectivamente nos separamos del frente sandinista sin renunciar a la lucha, ni a los principios y tenemos ese bochinche, esa peña que es una verdadera ONG cultural, donde confluyen grupos, solistas, poetas, artistas y gentes con inquietudes culturales.

Se hace tarde, el público espera para un recital que con toda seguridad será recordado como uno, o tal vez el mas importante de los que se han dado en el pueblo por la categoría internacional del intérprete y debo hacerle la pregunta obligada.

Pregunta: Lleva ya algunos días el Alhaurín de la Torre, ¿qué le parece el pueblo?.

CMG: Yo conozco bien España porque la he visitado en multitud de ocasiones, tenga además en cuenta que tengo dos hijos aquí, uno trabajando en Madrid y otro estudiando música en Barcelona, que es quién hoy me acompañará en el recital. Había viajado por Andalucía, pero no conocía este bonito pueblo. Me he encontrado con gente fabulosa, el concejal Miguel Ángel, alguien muy preparado culturalmente y gran cantidad de amigos que me han acompañado en estos días. Espero volver próximamente.

Tras el halago, nos encaminamos al Centro de Usos Múltiples que se encuentra lleno de gente esperando el comienzo. El poeta y cantautor nicaragüense, tremendamente nacionalista y defensor de su tierra, que escribió en la última canción que interpretó posteriormente “Nicaragüa, Nicaragüita” eso tan bonito de...

Ay Nicaragüa, Nicaragüita la flor mas linda de mi querer / abonada con la bendita Nicaragüita / sangre de Güirangey

Ay Nicaragua sos mas dulcita,/ que la mielita de Tamagás / pero ahora que ya sos libre Nicaragüita, / yo te quiero mucho más.

Al llegar y ver la gente esperando en la puerta, se volvió hacia mí y me dijo: “ Ah se me olvidaba, ponga usted en su articulo Alhaurín de la Torre, me sulibeya”

Quién terminó riendo fui yo.

Carlos Mejía Godoy. Un gran tipo.

Postal de Tomás Borge

END - 19:11 - 19/06/2008

Escuché en el Canal 2 y leí en el diario “La Prensa”, ambos voceros de la ultraderecha nicaragüense, la carta de Carlos Mejía dirigida a Rosario Murillo.

Escucharla y leerla me produjo asombro y dolor. Yo he sido amigo de Carlos y admirador de su excepcional talento. Daniel Ortega y todos los sandinistas comparten esa admiración. Así se lo hizo saber el Secretario General del FSLN con motivo de la reparación, en el marco de una obvia injusticia contra el célebre cantautor.

El dolor mío, y de mi esposa Marcela, fue intenso.

Recordamos que Carlos, alguna vez, dijo que sus canciones eran patrimonio del FSLN y de todo el pueblo. Recordamos que esas creaciones fueron inspiradas por la lucha y el martirio de los sandinistas, recodamos que tan extraordinaria producción no hubiese sido posible sin el FSLN, organización a la cual se le ha prohibido ahora entonarlas; recordamos que algunas de esas tonadas fueron inspiradas en obras como “Carlos El amanecer, dejo de ser una tentación”, escrita por mí en la cárcel, o que otras como “Nicaragua es una cincuenta”, fue creación de ambos, así como algunas frases del himno del FSLN, las cuales fueron inspiradas después de mi huelga de hambre durante 48 días, que me llevó al borde de la muerte. Una bellísima música de mi poema a Fidel Castro fue creada por Mejía Godoy.

Después de reflexionar con responsabilidad revolucionaria frente a esta tentativa de privarnos del acervo cultural de las canciones de Carlos, es mi opinión que la formalidad legal, la cual puede dar origen a una demanda --respaldada por la sociedad de autores españoles-- no debe obligarnos a renunciar a esa obra que, quiérase o no, pertenece a la sangre de los caídos, tan respetada por los centenares de miles de nicaragüenses integrantes del FSLN, a quienes se les pretende callar y olvidarse de esas canciones revolucionarias.

Las canciones de Carlos son insustituibles --diga quien lo diga, incluso Carlos Mejía--, y pretender que autores de otros países sean quienes fueren en el futuro, nos otorguen el incienso y la mirra de nuestra sangre, es inadmisible. Seríamos irreverentes, ligeros y desarraigados si aceptamos esta propuesta. Seríamos traidores a Sandino, a Carlos Fonseca. Aquí, en efecto, hay de por medio juicios morales y no jurídicos. Aquí está en juego nuestra consigna, a la cual han renunciado otros, de “Patria libre o morir”.

La existencia de Carlos Fonseca y su entrega hicieron posible mis modestos escritos y la conmovedora canción de Mejía --me dijo Fidel Castro que era incomparable-- no está disponible para la renuncia. Ni para mí, ni para ningún sandinista.

“La Consigna” responde a las siglas del partido a quien se prohíbe entonarlas.

Debemos enfrentarnos al desafío de una condena jurídica y no a la condena de la historia y de los huesos triturados de nuestros mártires.

Además, en términos técnicos, la prohibición es imposible. Lo único que cabe es la exigencia de los pagos de derechos de autor y la aprobación de una ley --tan peleada por Luis Enrique Mejía-- para reglamentar la justa prerrogativa de todos los artistas para que se les reconozca la facultad de vivir de su trabajo.

Marcela grabó un disco con canciones propias, de Richard Loza y de Carlos Mejía. El disco no está a la venta y ha sido distribuido entre los simpatizantes del FSLN en Perú, Ecuador, Paraguay, Venezuela, Cuba, Bolivia y otros países.

Jamás la extraordinaria voz de Marcela se ha escuchado en actividades de otras siglas ajenas a la organización fundada por Carlos Fonseca.

En fin: nuestro aporte no es, tan sólo, patrimonio de nuestros hijos, es por encima de cualquier consideración y, sobre todo, del pueblo nicaragüense.

Luis Enrique se une a protesta de Carlos (END)

Tomás dolido y Murillo responde con carta de 2005

Leyla Jarquín
END - 22:33 - 19/06/2008

Luis Enrique Mejía Godoy se sumó ayer a la protesta de su hermano, Carlos, de prohibir el uso de sus canciones en actos públicos del gobierno que preside Daniel Ortega, mientras los ecos de dicha situación llegaron hasta Perú, desde donde el comandante Tomás Borge expresó sentirse dolido por esta “prohibición”.

El cantautor nicaragüense informó que esa decisión fue en solidaridad con su hermano y en protesta ante el Gobierno por cerrar los espacios a los partidos políticos, y a la forma como conduce al país, según una publicación de la página web mexicana dedicada a la farándula internacional. El repertorio de Luis Enrique es muy amplio y cuenta con canciones muy similares a las de su hermano, algunas de ellas de autoría compartida.

Por su parte, en una postal enviada a este diario, Borge manifestó su “dolor” luego de ver la carta que Carlos Mejía Godoy dirigió a la primera dama Rosario Murillo, coordinadora del Consejo de Comunicación y Ciudadanía del Gobierno.

“Quiero expresar mi firme y formal protesta por el uso y abuso que el partido de Gobierno está llevando a cabo, con mi canción titulada La Consigna”, expresó la semana anterior Carlos Mejía Godoy.

En esa misma misiva, el intérprete y autor de la popular Misa Campesina manifestó que “la única obra musical de mi autoría que yo cedí al Frente Sandinista, cuando yo pertenecí a sus filas, es el llamado Himno de la Unidad Sandinista”.

Por tanto, Mejía Godoy expresa: “… en el contexto dramático que vive nuestro pueblo, amenazado nuevamente con otra dictadura familiar, réplica sórdida de la tiranía de los Somoza, no puedo permitir que las canciones, inspiradas precisamente en el sacrificio e inmolación de miles de hermanos nicaragüenses, sirvan de fondo musical para continuar la tragicomedia más vergonzosa de los últimos años”.

Murillo responde con carta de 2005
A la vez, la Secretaría de Comunicación del gobierno hizo circular una carta donde Murillo se refiere a Carlos Mejía como “un símbolo, más allá de sí mismo. Siempre habrá, para mí, un Carlos, a la izquierda, en el lado izquierdo del pecho, de la memoria, y de la vida, y otro Carlos, el de ahora, el que ha perdido la voz”.

Sin embargo, la misiva está fechada con el 10 de marzo de 2005, fecha que coincide con la época en que el cantautor nicaragüense se unió formalmente a las filas del Movimiento Renovador Sandinista para ser su candidato a vicepresidente, luego de la muerte de Herty Lewites.

“En la vida hay cosas que no nos pertenecen personalmente. Que no tienen dueño. Que no son de propiedad, ni particular ni privada. Los muertos, por ejemplo. La esperanza colectiva, la creación colectiva, el dolor colectivo. Los triunfos colectivos”, dice la carta.

“El canto, nuestro canto, seguirá siendo de los hijos e hijas, madres y hermanos, de los miles de nicaragüenses que escribieron, con su tinta sangre, cada sílaba”, se lee.

Además, dice, “el canto de Carlos, a pesar de él mismo, seguirá siendo del Frente. Del Frente Sandinista que hizo la Revolución, y que desde esa lucha mítica, los inspiró y dictó. Del Frente Sandinista, que seguirá, además, revolucionando la historia”.

Gobierno amenaza a Carlos Mejía (La Prensa - Nicaragua)

Gisella Canales Ewest y William Aragón Rodríguez

politica@laprensa.com.ni

Tomás Borge: la prohibición es imposible


El miércoles, Tomás Borge, funcionario del Gobierno en Perú, envió una carta a Carlos Mejía Godoy, la cual fue difundida ayer.

En el escrito dice que la petición de Mejía, de que no se sigan usando sus canciones, le provocó “asombro y dolor”.

“Recordamos que Carlos, alguna vez, dijo que sus canciones eran patrimonio del FSLN y de todo el pueblo. Recordamos que esas creaciones fueron inspiradas por la lucha y el martirio de los sandinistas, recordamos que tan extraordinaria producción no hubiese sido posible sin el FSLN, organización a la cual se le ha prohibido ahora entonarlas”, dice el texto.

“Es mi opinión que la formalidad legal, la cual puede dar origen a una demanda —respaldada por la sociedad de autores españoles— no debe obligarnos a renunciar a esa obra que, quiérase o no, pertenece a la sangre de los caídos...”, continúa.

Además, “en términos técnicos la prohibición es imposible. Lo único que cabe es la exigencia de los pagos de derechos de autor y la aprobación de una ley —tan peleada por Luis Enrique Mejía— para reglamentar la justa prerrogativa de todos los artistas para que se les reconozca la facultad de vivir de su trabajo”, dice Borge; aunque Mejía dejó claro que el dinero no le interesa.


Director de Cultura advierte sobre demanda al cantautor

Lo que inició como una protesta de Carlos Mejía Godoy por el uso que le da el Gobierno a su canción La Consigna, podría convertirse en una demanda judicial en contra del artista, por tener y utilizar el Canto Épico al FSLN que él mismo compuso.

“No me extrañaría ser demandado por ellos, por supuesto que sí. En este país las palomas le tiran a las escopetas”, dijo el cantautor refiriéndose a la amenaza que hizo ayer el director del Instituto Nicaragüense de Cultura, Luis Morales Alonso, en una gira por el municipio de San Lucas, en Madriz.

“Yo soy un artista también, y creo que cuando uno hace una obra, no la hace para uno mismo; eso es ser un egoísta, porque en todo caso, el Frente Sandinista podría demandarlo por estar utilizando cantos revolucionarios en que se hace alusión a mi partido”, indicó Morales quien realizó una gira partidaria en horas de trabajo.

Morales reiteró que Mejía está negándole al pueblo el disfrutar una música que salió de su corazón, pero sobre todo, la hizo a costa de una gesta heroica.

“Entonces nosotros perfectamente podremos prohibirle a Carlos Mejía que siga nombrando a su obra musical Canto Épico al FSLN”, indicó Morales, quien además agregó que Mejía Godoy tendría que demandar también a todos aquellos nicaragüenses que se pongan a escuchar esa música a todo volumen en sus casas.

Dijo que Carlos Mejía se expone al ridículo, “porque entonces en todos los lugares habría que andar en los mercados persiguiendo a los vende discos, en las cantinas persiguiendo a las roconolas, en los bares callando los equipos de sonido y las radios que la población pone; entonces es algo absurdo, porque cuando un artista hace una obra, no lo hace pensando en él mismo”, repitió el funcionario del Gobierno, quien finalizó diciendo que el FSLN no teme las acciones que Mejía Godoy emprenda, más en Europa, donde haría el ridículo.

“SÓLO PARA EL GOBIERNO Y MEDIOS OFICIALISTAS”

Sin embargo, el cantautor aclaró que la prohibición del uso de sus canciones, y específicamente La Consigna, es sólo para los actos del Gobierno y para los medios oficialistas, como son Canal 4 y La Nueva Radio Ya.

“La desautorización específica y claramente es para una emisora y un canal de televisión y contra los actos oficiales —que se oiga bien—, no los actos del Frente Sandinista, los actos oficiales de la familia Ortega-Murillo, las llamadas tarimas enfloradas, que son un descarado derroche en medio de un pueblo tan hambreado como el de Nicaragua. De tal manera que todos los pobladores, de todas las ideologías y sentires políticos, pueden en sus actos de barrio, de manifestaciones, cantar las canciones. ¿Qué es lo que pasa?, que ellos están queriéndome echar al pueblo encima, que la gente no puede cantar. Claro que sí...” expresó Mejía.

Asimismo, el cantautor expresó que cualquier otro medio afín al sandinismo, puede seguir poniendo sus temas, que —recordó— tanto letra como música son suyas y están inscritas a su nombre.

MURILLO SE INVOLUCRA

Ayer, la primera dama Rosario Murillo difundió un escrito que data de marzo de 2005, titulado El Rojo Vivo de Tanto Amanecer, en el que expresa que la obra de Mejía no le pertenece, pues “fue hecha con materiales humanos, tórridos y excepcionales, surgidos de los grandes, enormes, agigantados momentos, de personas y de gestas”.

En el texto, Murillo dice que “la obra personal, con base colectiva o social, no puede verse, enteramente, como patrimonio individual”.

“El canto de Carlos, a pesar de él mismo, seguirá siendo del Frente. Del Frente Sandinista que hizo la Revolución, y que desde esa lucha mítica, los inspiró y dictó. Del Frente Sandinista, que seguirá, además, revolucionando la historia”, dice el documento.

LUIS ENRIQUE APOYA A SU HERMANO

En la edición del miércoles, del programa Esta Noche, del periodista Carlos Fernando Chamorro, Luis Enrique Mejía Godoy expresó su apoyo a la iniciativa de su hermano Carlos, y manifestó que también prohibía el uso de sus canciones en los actos públicos.

La decisión de Luis Enrique fue una manera de protesta por la posición del Gobierno de cerrar los espacios a los partidos políticos.

Carlos Mejía Godoy dijo sentirse contento por el apoyo de su hermano Luis Enrique, que se suma al recibido de artistas que pertenecen a la Sociedad General de Autores de España, tales como José Luis Perales, Paloma San Basilio, Ángela Carrasco, grupo El Consorcio, entre otros extranjeros, y la Asociación de Artistas de Nicaragua Rafael Gastón Pérez.

Piden a Ortega no renunciar a música del cantautor Carlos Mejía Godoy

jueves 19 de junio, 05:10 PM


Managua, 19 jun (EFE).- El "comandante" Tomas Borge, único fundador vivo del Frente Sandinista de Liberación Nacional (FSLN), sugirió hoy al Gobierno de Daniel Ortega no renunciar a la música del cantautor nicaragüense Carlos Mejía Godoy, y que es preferible aceptar una condena legal.

PUBLICIDAD

Carlos y su hermano Luis Enrique Mejía Godoy han prohibido al Gobierno de Ortega usar sus populares canciones en actos públicos en protesta por el cierre de espacios políticos y por la forma en que el líder sandinista gobierna este país.


Los hermanos Mejía Godoy son autores de más de 200 canciones cada uno, la mayoría épicas y testimoniales sobre la insurrección que derrocó con las armas a la dictadura de Anastasio Somoza Debayle, el 19 de julio de 1979, y la Revolución Popular Sandinista de los años ochenta.


En una carta, divulgada por el Consejo de Comunicación Social de la Presidencia que dirige Rosario Murillo, esposa de Ortega, Borge, actual embajador de Nicaragua en Perú, consideró que la posibilidad de una demanda judicial "no debe obligarnos a renunciar a esa obra" musical.


"Es mi opinión que la formalidad legal, la cual puede dar origen a una demanda -respaldada por la sociedad de autores españoles- no debe obligarnos a renunciar a esa obra que, quiérase o no, pertenece a la sangre de los caídos, tan respetada por los centenares de miles de nicaragüenses integrantes del FSLN, a quienes se les pretende callar y olvidarse de esas canciones revolucionarias", anotó Borge.


Carlos Mejía, autor de la misa campesina nicaragüense y que hizo pública su decisión el viernes pasado, a través de una carta dirigida a Murillo, dio un plazo, que vence mañana, para que el Gobierno de Ortega retire sus canciones de los actos públicos y de medios oficiales, a la que se sumó su hermano Luis Enrique.


Los hermanos Mejía Godoy, antiguos militantes del FSLN, ahora simpatizan con el opositor Movimiento Renovador Sandinista (MRS), un colectivo integrado por disidentes sandinistas y fundado en 1995 por el escritor y ex vicepresidente Sergio Ramírez Mercado, al que recientemente le fue retirada su personalidad jurídica.


Los trovadores han dicho que recurrirán al convenio de Berna y a leyes sobre derechos de autor que Nicaragua ha suscrito para proteger sus obras musicales si el Gobierno de Ortega no acata la orden. EFE

Entrevistarán a Carlos Mejía Godoy (Diario Las Americas)

En el programa “Entérese Primero”, por CaribeVisión


Este viernes 19 de junio a las 7 de la noche, Noticias CaribeVisión presenta en un reportaje especial de Ernesto Amador con el cantautor nicaragüense Carlos Mejía Godoy cuyas obras inspiraron la lucha guerrillera y revolucionaria del FrenteSandinista.
Godoy se encuentra en este momento en medio de una controversia después de haber pedido públicamente al presidente nicaragüense Daniel Ortega y a sus ex aliados sandinistas que no usen sus canciones.

“No puedo permitir que las canciones inspiradas en el sacrificio e inmolación de miles de hermanos nicaragüenses, sirvan de fondo musical para continuar, desde las tarimas enfloradas, la tragicomedia más vergonzosa de los últimos años”, dice la carta dirigida a la esposa del presidente, Rosario Murillo.

En sus declaraciones exclusivas para “Entérese Primero” que se transmite diariamente cada hora a partir de las 5:00 p.m. hasta las 10:00 p.m. por CaribeVisión, Godoy deja claro que irá hasta las últimas consecuencias para defender su patrimonio musical. No se lo pierda el próximo viernes 19 de junio a las 7:00 PM en un reportaje especial de Ernesto Amador.

Los Mejía Godoy prohíben a Ortega usar sus canciones (Diario La Cronica, Mexico)

Por: EFE en Managua | Mundo Viernes 20 de Junio de 2008 | Hora de publicación: 01:09


El cantautor nicaragüense Luis Enrique Mejía Godoy prohibió ayer al gobierno que preside Daniel Ortega usar sus populares canciones en los actos públicos, sumándose a su hermano Carlos.
Luis Enrique informó que tomó esa decisión en solidaridad con su hermano Carlos y en protesta ante el gobierno de Ortega por cerrar los espacios a los partidos políticos y la forma en que conduce a este país.
Carlos y Luis Enrique Mejía Godoy son autores de más de 200 canciones cada uno, la mayoría de ellas testimoniales sobre la insurrección que derrocó con las armas a la dictadura de Anastasio Somoza Debayle, el 19 de julio de 1979, y de la Revolución Popular Sandinista de los años ochenta.
Carlos, autor de la misa campesina nicaragüense, hizo pública su decisión, el viernes pasado, a través de una carta dirigida a la primera dama, Rosario Murillo, coordinadora del Consejo de Comunicación Social de la Presidencia de la República.
Este cantautor dio un plazo, que vence hoy, para que el Gobierno de Ortega retire sus canciones de los actos oficiales y de los anuncios que publicitan, con la canción La Consigna, la celebración del 29 aniversario del derrocamiento de la dictadura Somocista el próximo 19 de julio.
Los hermanos Mejía Godoy, antiguos militantes del FSLN, ahora simpatizan con el opositor Movimiento Renovador Sandinista (MRS), un colectivo integrado por disidentes sandinistas y fundado en 1995 por el escritor y ex vicepresidente Sergio Ramírez Mercado. La oposición ha acusado al presidente Ortega de pretender instalar “una dictadura familiar” en Nicaragua, junto a su “aliado” el ex presidente derechista y reo Arnoldo Alemán.

Prohíbe autor del himno sandinista al FSLN utilizar cualquiera de sus 208 obras (Diario La Jornada, Mexico)

■ Difundió su “protesta por el abuso que el partido de gobierno hace del tema La Consigna”

■ Aseguró que no permitirá que sus canciones sirvan para continuar la “tragicomedia más vergonzosa de los últimos años”

■ Solicitará apoyo de la Sociedad General de Autores de España

Dpa

Managua, 14 de junio. El laureado cantautor nicaragüense Carlos Mejía Godoy, autor del himno del Frente Sandinista de Liberación Nacional (FSLN) e innumerables canciones de aceptación internacional como Son tus perjúmenes mujer desautorizó hoy al FSLN y al gobierno de Nicaragua difundir, explotar y comercializar su obra artística.

El artista, en una carta difundida hoy en los principales rotativos locales, expresa su “firme y formal protesta por el uso y abuso que el partido de gobierno está llevando a cabo” con su canción La Consigna.

Agrega que la única obra musical de su autoría que cedió al Frente Sandinista cuando “pertenecía a sus filas” fue el llamado Himno de la unidad sandinista.

Acto de “dignidad revolucionaria”

Carlos Mejía asegura que hace menos de 24 horas solicitó a la Sociedad General de Autores de España (SGAE), de la cual es socio, que se niegue “rotundamente” a autorizar al FSLN y al gobierno de Nicaragua la difusión, explotación, y comercialización de 208 canciones que conforman su patrimonio artístico, y que serán, junto con su “dignidad patriótica y revolucionaria”, la “única herencia” que dejará a sus hijos.

“En el contexto dramático que vive nuestro pueblo, amenazado nuevamente con otra dictadura familiar, réplica sórdida de la tiranía de los Somoza, no puedo permitir que las canciones, inspiradas precisamente en el sacrificio e inmolación de miles de hermanos nicaragüenses, sirvan de fondo musical para continuar desde las tarimas enfloradas la tragicomedia más vergonzosa de los últimos años”, denuncia.

Respaldo internacional

Mejía asegura que como no tiene confianza en la aplicación de las leyes en los tribunales de su país buscará respaldo en el ámbito internacional, particularmente en la Sociedad General de Autores de España, organismo de derechos de autor con proyección mundial.

El artista da a la “familia gobernante” una semana para retirar de todos los medios de comunicación una versión que grabó en España de la canción tradicional nicaragüense La Mora Limpia, considerada el segundo himno nacional, que es utilizada por el gobierno en los actos públicos como fondo de los discursos del presidente Daniel Ortega.

Advierte que si el gobierno continúa abusando de su obra artística procederá a entablar una demanda judicial, no por razones económicas, “sino por moral”.

“Y óigase bien, todo lo que produzca dicha demanda no tocará las yemas de mis dedos, sino que irá directamente al fondo para continuar la lucha por la democracia”, sentencia.

19 jun. 2008

Sube de tono conflicto por derechos de Mejía Godoy

María José Uriarte y Eduardo Cruz

politica@laprensa.com.ni


El cantautor nicaragüense Carlos Mejía Godoy fijó como plazo hasta mañana viernes a los medios oficialistas Canal 4 y Radio Ya, para que suspendan el uso de cualquier canción de su autoría en spots alusivos a actividades partidarias del Frente Sandinista, ya que de lo contrario procederá a impulsar una acción judicial contra el Gobierno y el partido FSLN.

Actualmente ambos medios transmiten un spot y una viñeta respectivamente, sobre la celebración del aniversario de la Revolución Sandinista el próximo 19 de julio, con la canción La Consigna de autoría de Mejía Godoy, como fondo musical, lo que éste calificó como una violación a la ley.

“Estoy moviendo todas las instancias internacionales de Derechos de Autor y me están asesorando todos los especialistas en Derechos de Autor, para hacer una demanda en el caso de que ellos sigan utilizando la música”, precisó Carlos Mejía Godoy.

El pasado viernes, Mejía desautorizó al partido gobernante a utilizar su música testimonial en actividades partidarias del FSLN.

¿CONFUSIÓN O POSIBLE “CONFISCACIÓN”?

Ante la decisión de Carlos Mejía Godoy de proteger sus creaciones, el magistrado Rafael Solís manifestó el martes en un programa de televisión nacional, que conforme a las leyes se podría dilucidar el conflicto entre Mejía y el partido gobernante por la canción La Consigna o cualquier otra melodía compuesta por él.

Solís se habría referido a que mediante un decreto, Ortega podría declarar Patrimonio Histórico Cultural la canción La Consigna, utilizada en actos del Gobierno de Ortega y también partidarios, pero aclaró que desconocía si para ello la declaración debía ser aprobada también por la Asamblea Nacional.

Sin embargo, el magistrado sandinista después explicó que al ser consultado sobre el tema, le hicieron creer que ya había una decisión gubernamental de declarar Patrimonio Cultural de la Nación a La Consigna, pero que luego se encontró con el presidente Daniel Ortega y éste le expresó: “¡No hombré, ni siquiera lo hemos pensado!”

Según Solís en este momento cualquier persona o entidad puede utilizar las canciones de Mejía Godoy, pero si el compositor inicia acciones legales para restringir el uso de la canción, “son otros cien pesos”.

“La canción es libre, la puede poner cualquier emisora, la puede poner cualquier ciudadano nicaragüense que quiera ponerla, va compra el disco y pone la canción. Si él (Mejía Godoy) pone la restricción en los organismos internacionales de Derechos de Autor son otros cien pesos. Aparentemente él la puso o la está poniendo, el Gobierno tiene que ser notificado de eso”, apuntó el magistrado Solís.

Para Mejía Godoy, el Patrimonio Nacional no significa “abuso”.

“Ese es el error, es lo mismo que la Bandera Nacional, el Escudo Nacional. ¿Qué son el Escudo y la Bandera?, ¿no son patrimonio de la nación?, pero ellos hacen lo que les da la gana con eso, a ellos no los detiene nada, ni las leyes nacionales ni internacionales”, apuntó el cantautor nicaragüense.

Sobre esa posibilidad, Mejía Godoy dijo que aunque el partido de Gobierno la declarase Patrimonio Nacional, no les ampara para que puedan utilizar ninguna canción de su repertorio, que se encuentra registrado en España.

En el spot publicitario se establece la canción La Consigna como la música original de la celebración partidaria del 19 de julio, lo que fue desestimado por Mejía Godoy y lo calificó como una provocación.

“La canción la escribí cuando todavía no era militante del Frente Sandinista y tengo testigos para ello. La canción La Consigna la escribí el 12 de mayo de 1973 a raíz del terremoto, cuando yo regresé de Honduras y me vine a buscar trabajo a Nicaragua”, observó Mejía Godoy.

Expresó que existe un precedente en México, donde una empresa de juguetes electrónicos utilizó “ocho compases de una canción de Gabilondo Soler (música infantil)”, alegando la empresa que por ser de un autor mexicano, cualquier compatriota podía hacer uso de ella, por lo que la familia interpuso una demanda y fue ganada por los mismos.

Mejía Godoy informó que sus abogados son Jacinto Obregón y Guy Bendaña, los que podrían analizar las acciones a seguir, así como otras personas que se han puesto a la orden para apoyarlo en cualquier proceso que inicie.

SÓLO AUTOR PUEDE DECIDIR QUIÉN PUEDE USAR SUS CANCIONES

Osman Balmaceda, presidente de la Asociación de Artistas de Nicaragua “Rafael Gastón Pérez”, explicó que, conforme a la Ley 312, Ley de Derechos de Autor y Derechos Conexos, sólo Mejía Godoy, como autor de sus canciones, es el único que puede decidir cómo se utiliza su música.

En el artículo 45 de la Ley 312, los derechos patrimoniales sólo se transmiten por causa de muerte o por cualquiera de los modos admitidos en la ley.

Según Balmaceda, en caso de muerte del autor, los derechos patrimoniales son heredados a sus hijos, que es lo que ocurre con las canciones del músico Justo Santos y su obra La Moralimpia.

En el artículo 106 se establece que será sancionado con uno a dos años de cárcel, el que violare los derechos de autor, retransmitiendo o distribuyendo una obra por cualquier medio alámbrico o inalámbrico, una emisión de radiodifusión o televisión, sin autorización del titular de la emisión.

Balmaceda indicó que su organización está en pro de que se cumpla con la Ley de Derechos de Autor, aunque advirtió que el caso de Mejía Godoy está matizado por la política.

Agregó que la música de Mejía Godoy está producida para un público sandinista, pero si la manda a prohibir al partido sandinista, prácticamente la está mandando a callar.

Balmaceda aprovechó la oportunidad para lanzar “una campanada” al Estado, de que no se está apoyando a los compositores nacionales, de los cuales puede salir “belleza de música”. LA PRENSA trató de obtener un comentario del Instituto Nicaragüense de Cultura, pero su director no estuvo disponible.

Sube de tono conflicto por derechos de Mejía Godoy

María José Uriarte y Eduardo Cruz

politica@laprensa.com.ni


El cantautor nicaragüense Carlos Mejía Godoy fijó como plazo hasta mañana viernes a los medios oficialistas Canal 4 y Radio Ya, para que suspendan el uso de cualquier canción de su autoría en spots alusivos a actividades partidarias del Frente Sandinista, ya que de lo contrario procederá a impulsar una acción judicial contra el Gobierno y el partido FSLN.

Actualmente ambos medios transmiten un spot y una viñeta respectivamente, sobre la celebración del aniversario de la Revolución Sandinista el próximo 19 de julio, con la canción La Consigna de autoría de Mejía Godoy, como fondo musical, lo que éste calificó como una violación a la ley.

“Estoy moviendo todas las instancias internacionales de Derechos de Autor y me están asesorando todos los especialistas en Derechos de Autor, para hacer una demanda en el caso de que ellos sigan utilizando la música”, precisó Carlos Mejía Godoy.

El pasado viernes, Mejía desautorizó al partido gobernante a utilizar su música testimonial en actividades partidarias del FSLN.

¿CONFUSIÓN O POSIBLE “CONFISCACIÓN”?

Ante la decisión de Carlos Mejía Godoy de proteger sus creaciones, el magistrado Rafael Solís manifestó el martes en un programa de televisión nacional, que conforme a las leyes se podría dilucidar el conflicto entre Mejía y el partido gobernante por la canción La Consigna o cualquier otra melodía compuesta por él.

Solís se habría referido a que mediante un decreto, Ortega podría declarar Patrimonio Histórico Cultural la canción La Consigna, utilizada en actos del Gobierno de Ortega y también partidarios, pero aclaró que desconocía si para ello la declaración debía ser aprobada también por la Asamblea Nacional.

Sin embargo, el magistrado sandinista después explicó que al ser consultado sobre el tema, le hicieron creer que ya había una decisión gubernamental de declarar Patrimonio Cultural de la Nación a La Consigna, pero que luego se encontró con el presidente Daniel Ortega y éste le expresó: “¡No hombré, ni siquiera lo hemos pensado!”

Según Solís en este momento cualquier persona o entidad puede utilizar las canciones de Mejía Godoy, pero si el compositor inicia acciones legales para restringir el uso de la canción, “son otros cien pesos”.

“La canción es libre, la puede poner cualquier emisora, la puede poner cualquier ciudadano nicaragüense que quiera ponerla, va compra el disco y pone la canción. Si él (Mejía Godoy) pone la restricción en los organismos internacionales de Derechos de Autor son otros cien pesos. Aparentemente él la puso o la está poniendo, el Gobierno tiene que ser notificado de eso”, apuntó el magistrado Solís.

Para Mejía Godoy, el Patrimonio Nacional no significa “abuso”.

“Ese es el error, es lo mismo que la Bandera Nacional, el Escudo Nacional. ¿Qué son el Escudo y la Bandera?, ¿no son patrimonio de la nación?, pero ellos hacen lo que les da la gana con eso, a ellos no los detiene nada, ni las leyes nacionales ni internacionales”, apuntó el cantautor nicaragüense.

Sobre esa posibilidad, Mejía Godoy dijo que aunque el partido de Gobierno la declarase Patrimonio Nacional, no les ampara para que puedan utilizar ninguna canción de su repertorio, que se encuentra registrado en España.

En el spot publicitario se establece la canción La Consigna como la música original de la celebración partidaria del 19 de julio, lo que fue desestimado por Mejía Godoy y lo calificó como una provocación.

“La canción la escribí cuando todavía no era militante del Frente Sandinista y tengo testigos para ello. La canción La Consigna la escribí el 12 de mayo de 1973 a raíz del terremoto, cuando yo regresé de Honduras y me vine a buscar trabajo a Nicaragua”, observó Mejía Godoy.

Expresó que existe un precedente en México, donde una empresa de juguetes electrónicos utilizó “ocho compases de una canción de Gabilondo Soler (música infantil)”, alegando la empresa que por ser de un autor mexicano, cualquier compatriota podía hacer uso de ella, por lo que la familia interpuso una demanda y fue ganada por los mismos.

Mejía Godoy informó que sus abogados son Jacinto Obregón y Guy Bendaña, los que podrían analizar las acciones a seguir, así como otras personas que se han puesto a la orden para apoyarlo en cualquier proceso que inicie.

SÓLO AUTOR PUEDE DECIDIR QUIÉN PUEDE USAR SUS CANCIONES

Osman Balmaceda, presidente de la Asociación de Artistas de Nicaragua “Rafael Gastón Pérez”, explicó que, conforme a la Ley 312, Ley de Derechos de Autor y Derechos Conexos, sólo Mejía Godoy, como autor de sus canciones, es el único que puede decidir cómo se utiliza su música.

En el artículo 45 de la Ley 312, los derechos patrimoniales sólo se transmiten por causa de muerte o por cualquiera de los modos admitidos en la ley.

Según Balmaceda, en caso de muerte del autor, los derechos patrimoniales son heredados a sus hijos, que es lo que ocurre con las canciones del músico Justo Santos y su obra La Moralimpia.

En el artículo 106 se establece que será sancionado con uno a dos años de cárcel, el que violare los derechos de autor, retransmitiendo o distribuyendo una obra por cualquier medio alámbrico o inalámbrico, una emisión de radiodifusión o televisión, sin autorización del titular de la emisión.

Balmaceda indicó que su organización está en pro de que se cumpla con la Ley de Derechos de Autor, aunque advirtió que el caso de Mejía Godoy está matizado por la política.

Agregó que la música de Mejía Godoy está producida para un público sandinista, pero si la manda a prohibir al partido sandinista, prácticamente la está mandando a callar.

Balmaceda aprovechó la oportunidad para lanzar “una campanada” al Estado, de que no se está apoyando a los compositores nacionales, de los cuales puede salir “belleza de música”. LA PRENSA trató de obtener un comentario del Instituto Nicaragüense de Cultura, pero su director no estuvo disponible.